La Fiscalía Anticorrupción y la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) han puesto en marcha una operación contra la compañía tecnológica española Zed Worldwide

La Fiscalía Anticorrupción y la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) han puesto en marcha una operación contra la compañía tecnológica española Zed Worldwide, a la que lleva más de un año investigando por el presunto cobro fraudulento de subvenciones públicas. La operación, que preveía ocho detenciones y 18 registros, afecta también al presidente del diario La Razón, Mauricio Casals.
Zed Worlwide, la empresa fundada por Javier Pérez Dolset, está siendo registrada este jueves en una operación realizada en Madrid, Barcelona y Valencia. El fundador y su hermano, Ignacio, han sido detenidos y 19 personas en total están siendo investigadas bajo la dirección del juzgado central de instrucción número 6 de la Audiencia Nacional. El juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón dirige esta operación.
En total hay ocho detenidos, todos vinculados al Grupo Zed, empresa creadora de éxitos en el sector de los videojuegos como Commandos, que originó cuantiosos beneficiosos desde finales de los años noventa. La compañía está también detrás de la producción de otros éxitos como la película Planet 51, aunque también entró en el sector financiero y en el comercio electrónico por internet móvil.
  El videojuego Commandos fue un éxito de finales de los 90 y principios de los 2000
La Fiscalía sospecha que el fraude de la compañía especializada en la producción de videojuegos, películas y aplicaciones para móvil podría superar los seis millones de euros. La empresa se declaró en concurso de acreedores en noviembre del año pasado con un pasivo de unos 200 millones de euros después de haber llegado a tener unos ingresos consolidados de 388 millones de euros en 2013.
Las subvenciones concedidas en su mayor parte por el Ministerio de Industria a Zed Worldwide fueron después desviadas a otras compañías de manera fraudulenta. El Ministerio Público atribuye a los investigados los delitos de fraude en las subvenciones, insolvencia punible, falsedad documental y tráfico de influencias, entre otros.

Investigado el presidente de La Razón

Uno de los investigados es el presidente del diario La Razón, Mauricio Casals, quien supuestamente medió ante los ministerios de Economía e Industria entre 2010 y 2015 -abarca, pues, la última legislatura de Zapatero y la primera de Rajoy- para concesión de ayudas y créditos blandos a la innovación tecnológica. Anticorrupción cree que por esas gestiones cobró comisiones de más de dos millones de euros.
Precisamente, el que era juez titular de instrucción del juzgado número 6 de la Audiencia Nacional, Eloy Velasco, llevó y archivó una causa contra Casals y el director de La Razón, Francisco Marhuenda, en el marco del caso Lezo, por presuntas coacciones a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, para que no denunciara las irregularidades en el Canal de Isabel II. Casals es también vicepresidente del grupo Atresmedia, que incluye a las cadenas Antena 3 y La Sexta.
El diario La Razón asegura que ni este medio ni su presidente han participado "en ningún tipo de tráfico de influencias o fraude de subvenciones ni directa ni indirectamente" y que están dispuestos "a colaborar con la Justicia en todo momento".

Trama societaria internacional

Los investigadores señalan directamente a Dolset como responsable del vaciamiento de la compañía y del desvío de fondos a empresas familiares, propiciando así su cierre por discrepancias con el resto de los socios.
La investigación la inició la Unidad Central de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV), a la que posteriormente se sumó la Unidad Central de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF).
Esa unidad se sumó al detectar en las investigaciones la comisión de posibles delitos económicos, en concreto el funcionamiento de una trama societaria de carácter internacional focalizada en el Grupo Zed.
Esa trama llevaba a las empresas a situación de concurso de acreedores a empresas, poniendo en gran perjuicio a pequeños accionistas, según los investigadores.
El pasado mes de enero, la Policía detuvo en Madrid a Peter Wakkie, el administrador de la multinacional Zed+, investigada por un presunto desvío de fondos y en la que participa el magnate ruso Mikahil Fridman.
En ese holding holandés participa la familia Pérez Dolset, y, según explicó entonces El Confidencial, está siendo investigado por el FBI y la CIA estadounidenses. De hecho, el diario digital explicaba que la familia Pérez Dolset había emprendido varias acciones para que se investigara el presunto desvío de fondos desde la filial rusa a sociedades opacas y había denunciado que Wakkie estaba tratando de impedir que esas pesquisas se llevaran a cabo.
El grupo Planeta, editor de La Razón, fue uno de los principales accionistas de Zed, de acuerdo con los datos del Registro Mercantil, que reflejan que a finales de 2015 llegó a poseer el 43% de sus títulos.
El BOE de hoy recoge la resolución de una convocatoria de libre designación que otorga a Emilio Jesús Sánchez Ulled será consejero de Justicia en Belgica, dependiente de la Dirección General de Cooperación Jurídica Internacional y Relaciones con las Confesiones


 El exfiscal anticorrupción Emilio Sánchez Ulled  que habia lanzado una batería de propuestas para agilizar la lucha contra la lacra de la #corrupción deja la fiscalia para ser el nuevo consejero de Justicia en la Unión Europea, desde hace unos meses deseaba optar al cargo por meritos propios,  había ocupado anteriormente cargos en organismos internacionales de lucha contra el fraude y la corrupción, por lo que su designación como consejero de Justicia supone "una continuidad" de esas funciones.